Transporte internacional

Los aviones y los barcos generan cada vez más emisiones de gases de efecto invernadero a escala mundial.

El Acuerdo de París de 2015 requiere que todos los países persigan reducciones de emisiones de gases de efecto invernadero en todos los sectores de la economía, por eso es esencial la contribución de todos ellos, incluidos el de la aviación y el del transporte marítimo internacionales. Ambos sectores están regulados a nivel internacional por organizaciones específicas de la ONU: la Organización de Aviación Civil Internacional (OACI) y la Organización Marítima Internacional (OMI), respectivamente. No obstante, lo ideal sería que las emisiones de esos sectores se incluyesen en las contribuciones determinadas a nivel nacional (NDC, por sus siglas en inglés) y que se abordasen de forma inmediata.

Como parte de los grupos de ONG observadoras que hacen un seguimiento de los dos procesos de la ONU (la Coalición Internacional para la Aviación Sostenible y la Clean Shipping Coalition), Carbon Market Watch no está conforme con el progreso lento y débil de estas conversaciones y pide que se introduzcan más medidas regionales y nacionales para garantizar reducciones de emisiones ambiciosas y rápidas en ambos sectores.